Desde FdCATS, hemos hecho aportaciones al Anteproyecto de Ley de Bienestar Animal de Andalucía

Como entidad de referencia internacional en Bienestar Felino y como asesora en otros procesos normativos, vemos de vital importancia que, dentro de los objetivos de la futura norma se contemple la gestión ética de las colonias felinas mediante CER (Captura, Esterilización y Retorno) como único método de control poblacional, y el sacrificio cero; como preceptos básicos de la protección animal. Asimismo, hay que garantizar los principios de Bienestar Animal definidas por la Organización Mundial de Salud Animal y mantenimiento de su salud en todo momento.

La actualización de la Ley 11/2003, debe reconocer la figura del gato feral y regular su gestión ética con Buenas Prácticas donde se regule la alimentación como ya está recogido en otras Comunidades Autónomas e implantada la gestión en multitud de municipios con Ordenanzas municipales. Tanto el gato feral o callejero, como el que vive en una casa son animales domésticos de compañía que comparten mismo genoma y deben gozar de igual protección.

Las características etológicas de los gatos ferales son incompatibles con el confinamiento en perreras u otros lugares similares; provocándoles un nivel de estrés que les llega a enfermar o morir (situación incompatible con el Bienestar Animal).  El estrés supone la mayor amenaza para la salud física y el bienestar de los gatos alojados.

La necesidad de gestionar sus poblaciones de forma ética viene marcada por cuestiones de Salud Pública y el establecimiento de una convivencia responsable gatos/humanos en las ciudades; fomentando la tenencia responsable para que gatos caseros o sus camadas no acaben en la calle.

También es necesario acometer en este anteproyecto de ley todo lo necesario para asegurar el bienestar de los animales en los establecimientos para animales abandonados, centros veterinarios, residencias, guarderías y otros establecimientos de alojamiento temporal, para la cría, tiendas de venta de animales, establecimientos de cuarentena y demás lugares donde vivan.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *